K-Fanfics: Taller de Lectura y Redacción
1. El nick que elijas será permanente
2. Usuarios que no registren actividad en 30 días serán automáticamente eliminados.
3. La firma en los post debe ser de 500 píxeles de ancho por 170 píxeles de alto máximo.
4. Los avatares de usuario deben ser de 100px X 100px. No más, no menos.
5. Las discusiones y debates deben ser civilizadas; sin insultos ni argumentos que ataquen de manera personal a alguno de los miembros.
6. Está terminantemente prohibido el uso del formato sms en la edición de post.

{Fanfic/Original} Pabellón

Ir abajo

{Fanfic/Original} Pabellón

Mensaje por Hota-chan el Jue Ene 16, 2014 10:11 pm

Título: Pabellón
Autor: Hota-chan (sí, por desgracia yo)
Género: Drama, romance
Clasificación: K+
Resumen: Mattew Revant se ve obligado por azares del destino a compartir la habitación 580 con Andy, un chico frío, adinerado y, por sobre todas las cosas: un total patán.
Notas: Lospersonajessonmíossiemprequisedeciresto(?). Este adefesio nació en el 2010, y de hecho estuvo un tiempo por la red en amor-yaoi, cuando aún era un poco genial(?), pero gracias a Dios recapacité y eliminé toda la basura que tenía ahí en mi perfil. El resumen original se perdió, porque nunca pensé volver a encontrarme con esto, pero lo hice, y decidí subirlo habiendo cambiado únicamente los guiones del prólogo, y la ortografía, junto con algunas frases porque resulta que me había comido palabras -mátenmepls-. Sentí el deseo de continuarla por diversión, para mí, como por los viejos tiempos, pero primero quise venir a pedirles una leída crítica de este pedacito. Oriéntenme, ¿debo seguirlo desde acá o solo borrarlo y empezar de cero? ¿No hay nada rescatable? Suponiendo, claro, que voy a corregir esto.

Matt y Andy fueron mis primeros personajes originales, sé que son planos, muy extremos (uno es un patán y el otro es un ángel encarnado, o algo así pensé al crearlo(?)), pero significan mucho para mí. La historia está plagada de sucesos reales que viví, en su mayoría, cuando me internaron en el hospital para hacerme una operación, así que se siente como... memorias. No sé, desvarío un poco; pero en todo caso, lean y sean sinceras por favor. Me disculpo de antemano por las posibles embolias cerebrales que esto pueda generar.

--

Prólogo: Una mala Bienvenida


“La vida del hombre está llena de vicios.

La mayor parte de la vida humana gira en torno al dinero, y los humanos están repletos de avaricia, deseos hirientes y guerras. La codicia rige al mundo de ahora. Poder y estatus social es lo que buscan las personas en un intento de auto superación. Pasar sobre a los demás; ser más que ellos, compararse Dios, e incluso, ser más que Él. Ya no desean servirle a nadie, desean ser servidos.”



La recepcionista nos decía por venteaba vez en las últimas dos horas que nos atenderían pronto. Tenía mucha hambre, habíamos llegado desde las tres de la tarde, y a pesar de que muchas personas salían de la entrada que llevaba a los pabellones del hospital, nos decían que no había habitaciones disponibles. Una brisa helada azotó la ya fría sala de espera, que se encontraría prácticamente vacía en cuanto nos atendieran, al momento en que un señor de bastante edad entraba precipitadamente a ella y se dirigía a la recepción. Habló en voz baja, susurrante, por lo que no pude entender muy bien lo que le comunicaba a la mujer.

Pero después de unos segundos vi cómo la joven de cabellos castaños tomaba rápidamente el teléfono y llamaba a emergencias. Varios hombres bajaron después de unos minutos, con equipos de primeros auxilios, algunos medicamentos y una silla de ruedas. Salieron al lugar que el hombre mayor señalaba con mano temblorosa. Miré a mi madre, quien me rodeó con sus brazos e intentó calmarme. Me recosté en ella y respiré hondo, sintiendo su aroma haciéndome cosquillas en la nariz. No me gustaban los accidentes, no me gustaba ver sangre, no me gustaba estar ahí sentado… pero lo necesitaba. Me iban a operar. Una operación difícil, eso me decían, porque necesitaban cambiar mi corazón por otro.

Perdí la noción del tiempo y tengo vagos recuerdos de lo siguiente que ocurrió, porque fui quedándome dormido lentamente. Para cuando abrí los ojos, un chico de cabellos negros muy alborotados y de ojos verdes, a simple vista más alto que yo, era llevado a la recepción en la silla de ruedas que había visto momentos antes. Tenía una apariencia simpática, y el hombre que había pedido ayuda en su nombre se le acercó preocupado.

—Joven amo, ¿se encuentra usted bien?

—Como podrás notar, James, no me encuentro muy bien —respondió, bastante enojado.

Adiós apariencia simpática. Eso fue lo primero que pensé.

De todos los hombres que habían ido a ayudarlo, pronto quedó solo uno. El encargado de la silla de ruedas, quien lo llevó hacia las sillas de espera en donde mi madre y yo nos encontrábamos. Lo miré largo rato, tratando de mantener mi vista lejos de su pierna sangrante a través de las vendas, y su mirada se encontró con la mía de repente. Sorprendido, solo pude atinar a saludarlo, para no verme maleducado.    

—Hola —Por un momento llegue a pensar que hasta quizás era muy agradable, sólo que no se encontraba de buen humor por ahor;, es decir, lo acababan de rescatar después de todo. O eso parecía—. Mi nombre es Mattew Revant, ¿te parece si esperamos juntos una habitación?

—Obviamente tú no sabes quién soy yo.

—Sinceramente no, no conozco tu nombre.

—Soy Andy. Andy Stanford —me dijo de forma algo altanera—. No debería estar aquí esperando un cuarto, no tengo por qué hacerlo. ¡La sala está prácticamente llena! James, por favor haz tu trabajo. ¡Y pronto!

—Vamos, no está tan llena, somos los únicos… además no es tan malo esperar un poco, es decir, mírame; yo llevo esperando dos horas para una, y no creo que se tarden más.

El hombre que respondía al nombre de James se acercó y le avisó al chico que ya tenían habitación.

—¿Ves? Te dije que todo estaría bien.

—¿Quién te crees para hablarme? Es decir, si todo está bien es gracias a que por fin en esta “clínica” —dijo enfatizando la palabra con tono de horror— comprendieron quién soy y el poder que tengo.

—No seas tan grosero —le dijo mi madre—, él sólo trata de ser amable contigo. Le gusta hacer amigos.

—Dime chico, ¿tienes una limusina?
 
Negué.

—Entonces, no necesito amigos como tú.

—¿Como yo? —pregunté incrédulo.

—Así es, gente como tú… plebeyos.    

Fue ahí donde encajaron todas las piezas. El tipo era todo un patán porque era adinerado, después de todo eso es lo que se esperaba de ellos. Nos dirigió una mirada con odio antes de ser llevado a la entrada que conducía a los pabellones del hospital.

Mi madre, enfurecida, se levantó y se dirigió a la recepción.

—Señora, por favor tenga un poco más de paciencia —le dijo amablemente—. Su habitación no tardará.  

—Eso me dijeron hace dos horas. Nosotros llegamos primero, también somos pacientes. ¿Por qué aún no nos dan habitación? Él apenas llegó y ya tiene una. ¿Qué hay de nosotros? Escuche, sólo quiero que le puedan dar una habitación a mi hijo. Una habitación decente.

—Señora, por favor cálmese.

—¡Pero es que esto es injusto! —prácticamente gritaba mi madre.

—Tuvo un accidente hace poco, ahora mismo deben estar tratando de parar su hemorragia, y de seguro deberán hacer más que eso, quizás tengan que operarlo.

—Pues a mi hijo tienen que operarlo también, vinimos aquí sólo porque nos dijeron que esta era una muy buena clínica. Aquí su operación puede salir realmente bien —vi que le decía algo más, pero no alcancé a escuchar bien qué era, porque su voz bajó la intensidad.

Me levanté de la silla y me dirigí a ella.

—Mamá, cálmate por favor. ¿Sí? —luego miré a la recepcionista— Señorita, por favor dígame si ya hay una habitación disponible… llevamos esperando mucho tiempo y no quiero preocupar más a mi madre.  

—Mattew, eso es lo de menos.

Miré nuevamente a la recepcionista, quien se encontraba pidiendo una habitación. Esta vez se notaba algo desesperada haciéndolo, incluso puedo asegurar que se encontraba algo pálida. Aunque no sé la razón.

—Disculpen por la tardanza, pero sólo nos queda libre una habitación y deberán compartirla… ¿No hay problema con eso, verdad? —dijo algo preocupada.

—No, no se preocupe. Muchísimas gracias —dije amablemente antes de que mi madre comenzara otra discusión, o algo por el estilo.

Me dirigí nuevamente a las sillas.  

No pasaron más de unos 15 minutos para que un hombre muy joven y amigable bajara con una silla de ruedas.

—Bien amiguito —me dijo amablemente—, vamos a llevarte a tu habitación. ¿Te parece?

—Sí —dije feliz, al fin podría descansar de esas incómodas sillas y recostarme en una cama, aunque no muy cómoda que digamos, pero cama a fin de cuentas. De paso comería algo.  

El hombre se dirigió, conmigo en la silla de ruedas, a la entrada del pabellón. Me sonrió y me dijo que mi equipaje lo llevaría otra persona que no tardaba en bajar. Miré a mi madre, quien no se había movido de donde estaba, a pesar de que yo seguía avanzando.

—Matt, querido, ve tranquilo. Esperaré a la persona encargada del equipaje y subiré en cuanto pueda. No te preocupes, no pienso dejarte solo —me dijo antes de que la perdiera de vista.

—Oye chico, no te molesta compartir habitación, ¿verdad?

—No se preocupe, está bien. Muchas gracias por llevarme hasta ella.

—Bueno, es mi trabajo —me dijo antes de que saliéramos del ascensor. El trayecto fue silencioso, pasamos por largos corredores todos de color blanco; una cafetería, también una capilla y algunos baños. Respiré hondo.

Error.

Pronto comencé a sentir el olor que tanto detestaba, a medicamentos y gasa mojada, pues me ponía los pelos de punta; a pesar de que vivía prácticamente en salas clínicas desde que podía recordar.

Las puertas y paredes comenzaron a tener letreros. Los verdes, que se encontraban en las paredes, tenían información para los visitantes. Las rojas se encontraban en las puertas, y eran avisos indicando el paso sólo a personal autorizado, o indicando que ahí se depositaban los desechos clínicos. Subimos por una rampa, y poco después subimos nuevamente a un ascensor. Al cabo de unos minutos llegamos al quinto piso. Giramos a la derecha y seguimos de largo.

—580 —dijo amablemente—, hemos llegado.

—Muchas gracias —me levanté de la silla con cuidado—, es usted muy amable.

—Gracias, chico… supongo que nos veremos después.

—Hasta luego —dije antes de entrar a, desde ahora y por largo tiempo, mi habitación.    

Estaba todo oscuro. Iba a encender la luz hasta que recordé que compartía una habitación, miré a la cama izquierda y noté que se encontraba ocupada. Me abstuve de causarle problemas, por lo que preferí esperar a mi madre sin encender el bombillo, por mucho que odiara la oscuridad. No pasó mucho tiempo antes de que sintiera unos suaves golpecitos en la puerta. Abrí entusiasmado y como era de esperarse mi madre se encontraba ahí, junto con el señor que traía mis maletas.

El hombre las depositó en el piso, y se despidió amablemente mientras se alejaba. Tomé una pequeña mochila que se encontraba al lado de mi maleta, en la que se encontraban los implementos de aseo, había puesto un pijama ahí la noche anterior por si ocurría algo, es bueno estar preparados. Entré al baño con el pijama, dispuesto a cambiarme, me lavé también la cara y las manos.

Mi madre tocó la puerta, aún no estaba listo así que hablé desde el baño.

—Hijo, hablé con la enfermera. Te traerá algo de comer a las 7:30… faltan unos pocos minutos.

—Está bien, mamá. Gracias —dije feliz. No comía nada desde el almuerzo.

Me apresuré a cambiarme, cuando estaba listo para salir escuche a mi madre alzar el tono de su voz para hablar con alguien, al parecer la enfermera ya había llegado… pero no entendía por qué estaba… ¿Pidiendo un cambio de habitación? Salí inmediatamente del baño, desesperado, y miré a mi madre. Se encontraba cerca de la pared, al parecer había encendido la luz, miré a la enfermera que traía el carro con la comida y vi que habían tres platos. Al parecer mi compañero de habitación tampoco había comido.

Deposité mi maletín en el suelo, cerca de mi cama y miré nuevamente a mi madre, quien seguía luchando por un cambio de habitación.

—Mi hijo no puede compartir habitación. Al menos no con él —oí cómo dijo lo último con aire de repulsión y a punto de gritar.

—Tranquila, por favor… Señora, cálmese.  

Por primera vez desde que entré en la habitación me giré a mirar a mi compañero de cuarto. Fue cuando comprendí por qué mi madre no quería que yo me quedara ahí. Era el tipito que conocí en la recepción, el joven millonario que se había accidentado en la carretera. Respiré hondo, aunque supe al instante que no me serviría de nada.

Suspiré.

No había sido capaz de quitarle los ojos de encima. La voz de la enfermera y mi madre discutiendo por la alcoba se fue haciendo muy lejana, hasta el punto de ser sólo un ruido muy débil en mi cabeza. En ese momento me sentía solo, con el chico que estaba frente a mí y que me miraba muy fríamente… había entrecerrado los ojos, parecía que deseaba matarme.

No sé por qué, pero por alguna razón creo que yo, inconscientemente, me gané su odio.

_________________
We are survivors.
avatar
Hota-chan
Staff de Betas
Staff de Betas

Mensajes : 61
Fecha de inscripción : 10/01/2014
Edad : 23
Localización : En el frasquito.
Empleo /Ocio : Roleadora compulsiva.
Humor : Jearmin, Bloom. ♥

Volver arriba Ir abajo

Re: {Fanfic/Original} Pabellón

Mensaje por moyema el Jue Ene 16, 2014 11:00 pm

si esa era la primera vez que experimentabas con la narración en primera persona, te quedó muy bien, es agradable de leer y se le entiende perfectamente.

detecté una cosilla que incluso, también he encontrado en los míos *nada que ver lol*

—Hola —Por un momento llegue a pensar que hasta quizás era muy agradable, sólo que no se encontraba de buen humor por ahor;, es decir, lo acababan de rescatar después de todo. O eso parecía—. Mi nombre es Mattew Revant, ¿te parece si esperamos juntos una habitación?

No sé muy bien como explicarlo, pero creo que hay palabras de más o mal acomodadas en las oraciones, si me permites, el párrafo lo pondría de esta manera:

—Hola —Por un momento llegué a pensar que era una persona muy agradable, sólo que en ese momento no se encontraba de buen humor, después de todo, lo acababan de rescatar. O eso parecía—. Mi nombre es Mattew Revant, ¿te parece si esperamos juntos una habitación?

por el momento es todo lo que veo, yo te recomiendo que lo sigas, la historia me llamó mucho la atención y siento que es una excelente forma de tener de cerca esas vivencias que dejan grandes enseñanzas en nuestra vida.

Cuídate mucho preciosa! /O/❤️


Última edición por moyema el Vie Ene 17, 2014 6:28 am, editado 3 veces

_________________
avatar
moyema
Staff de Betas
Staff de Betas

Mensajes : 26
Fecha de inscripción : 14/01/2014
Edad : 25

Volver arriba Ir abajo

Re: {Fanfic/Original} Pabellón

Mensaje por Elfnamorada el Vie Ene 17, 2014 12:49 am

Hota, preciosa. En primer lugar no puedo creer que ésta sea la primera vez que experimentas con la primera persona en el desarrollo de una trama. Te ha quedado genial.

moyema ya mencionó un par de cositas que encontró en la historia y que también yo había caído en cuenta. No obstante, quiero desde mi ignorancia dar mi contribución con el manejo de la historia:

En primer lugar, aun cuando Mattew ha notado desde el inicio ser una persona amena y educada, su sugerencia a "esperar" por la habitación con aquél desconocido me parece un poco extraña como método introductorio. Es decir, una persona que tiende a ser amable, como nuestro Mattew, buscaría otra forma de acercarse. En especial si está buscando solidarizarse con el dolor del sujeto en silla de ruedas.

Hota-chan escribió:—Hola —Por un momento llegue a pensar que hasta quizás podría ser muy agradable, sólo que no se encontraba de buen humor; es decir, lo acababan de rescatar después de todo. O eso parecía—. Mi nombre es Mattew Revant, ¿te parece si esperamos juntos una habitación?

Para mí, quedaría mejor si Mattew busca un tema distinto o hace alusión a la espera de forma más casual. Si me permites, podría quedar algo como:
—Mi nombre es Mattew Revant... al parecer nos va a tocar esperar un poco más por la habitación

Dejaré aquí que hasta ahora amé la personalidad tan arrogante de Andy. Me parece que con ese tipo de personalidades es realmente delicioso crearle un pasado, un background, que lo convierta en un personaje complejo.

Hay una cuestión que llamó mi atención en el tema de "esperar" por habitación y es que, según lo que dice la recepcionista, existía de hecho UNA habitación disponible. Que luego sabemos es ocupada por Andy, pero no se explica en realidad cómo Mattew tuvo que esperar por ella por tanto tiempo. Seguramente, conociendo la historia de los hospitales, la habitación se vació de repente. No obstante, al no contar con una explicación pertinaz, la situación se vuelve ligeramente confusa.

Otro punto es la movilización que tiene lugar en el Hospital al que llega Andy. Se puede dilucidar que se trata o de una herida muy seria (que no correspondería a Andy llegando de mal humor y en silla de ruedas) o que es una persona importante. Si es lo segundo, como presumo, la consecución de habitación debería haber sido resuelto de forma inmediata. Lo que comprueba que existe una política en el Hospital de "reservar" habitación para vente VIP. Tal vez.

Y eso nos llevaría al planteo del compartimiento de habitación desde otra lógica:

Utilizando de igual forma a su mamá y su rabia, podrías usarlo para exigir que a su hijo se le brinde el mismo trato que al recién llegado, sin importar su condición social; como bien haz sabido exponer al inicio del diálogo de la señora. No obstante, podría ser que la imposición de la compañía entre ambos se dé más por este sentido, al reclamar y denunciar el trato discriminado que está empleando hacia su hijo.

Esto sustentaría con mayor eficacia que Andy se sienta agraviado en su poder. Y, al reclamar por una habitación unipersonal, el Hospital puede excusarse indicando que -esta vez sí- no existen habitaciones disponibles en absoluto, dejándolo a Andy en lista de espera y con más rabia todavía.

El personaje de Mattew puede empezar a sufrir desde una acción indirecta que lo perjudica frente al prepotente Andy.

No te voy a dar sugerencias de diálogos porque para eso te pintas sola xD.

Por otro lado, encontré solo un error de sintaxis en esto:
Hota-Chan escribió:—Dime chico, ¿tienes una limusina?

En lo personal no considero que se lea bien el enumerar la cantidad de limusinas que tiene o no Andy. Si se lo quitaras y dejaras la pregunta "¿tienes limusina?" encuentro que podría percibirse mejor. Andy puede tener quince y con mayor razón, juzgar que lo normal es tener mínimo una.

Lo que me lleva a reírme un poco de la ingenuidad de Andy, midiendo a la otra persona con el parámetro "limusina" como si fuera un chico pequeño, arrogante, pero niño al fin xD.
 
Hota-chan escribió:—Tuvo un accidente hace poco, ahora mismo deben estar tratando de parar su hemorragia, y de seguro deberán hacer más que eso, quizás tengan que operarlo.

No sé cómo sea en otros países, pero en el mío el tema de este tipo de curaciones se la realiza en la Sala de Emergencias. Si es hemorragia, vuelan y no tienen tiempo a ver si el sujeto puede o no conseguir una habitación. Además, habría que saber qué tipo de herida tiene o cuáles serían los antecedentes clínicos de Andy, para que exista tal preocupación de conseguir una habitación cuando, de ser atendida con prontitud y sin problemas, puede ser tratado de forma ambulatoria.

Hota-chan escribió:—Oye chico, no te molesta compartir habitación, ¿verdad?

—No se preocupe, está bien. Muchas gracias por llevarme hasta ella.

Esto ya se lo habían preguntado antes de disponer de ella y entiendo que puede ser una forma para entablar conversación. No obstante, puede ser enfocado desde otro ángulo, tal vez, y metiendo una retahíla interminable de palabras en boca de este sujeto que Mattew tiene a bien atender, sin tener que explicarlas. Ya que si le pregunta amablemente por su predisposición a ocuparla, es extraño que se quede callado todo el camino.

Hota-chan escribió:No sé por qué, pero por alguna razón creo que yo, inconscientemente, me gané su odio.
Esta línea final se vería alterada si cambias la parte del enredo de habitación, pero el odio estaría ahí y aunque "justificado" sería igual de irracional.

Eli, cariño, espero que lo que te pongo aquí sirva de algo xD.


_________________

♥️Caracola♥️
avatar
Elfnamorada
Moderador
Moderador

Mensajes : 134
Fecha de inscripción : 10/01/2014
Localización : Mi cama
Empleo /Ocio : Shipper
Humor : Loading...

Volver arriba Ir abajo

Re: {Fanfic/Original} Pabellón

Mensaje por Dream Bloom el Vie Ene 17, 2014 8:49 am

Lechuga, he venido, leído y me preparo para comentar~♥

Tú mejor que nadie sabes mi desagrado por la primera persona, tengo mis "privilegiados" por llamarlo de algún modo, en ti me resulta fácil sobrellevar ese paradigma, es suelta, ligera no se hace tediosa al destacar detalles inaportantes; tienes "el poder" ubicándote en ese tipo de narración, es tiempo de seguirla ejercitando.

Hota-chan escribió:[...]Poder y estatus social es lo que buscan las personas en un intento de auto superación. Pasar sobre a los demás; ser más que ellos, compararse Dios, e incluso, ser más que Él. Ya no desean servirle a nadie, desean ser servidos.”


Un pequeño ¿dedazo es?, entre ambas frases en 'negrita' se encuentra esa 'a' furtiva creyéndose lo que no es, sería mejor el "Pasar sobre los demás", y "compararse a Dios".

Hota-chan escribió:—Hola —Por un momento llegue a pensar que hasta quizás era muy agradable, sólo que no se encontraba de buen humor por ahor;, es decir, lo acababan de rescatar después de todo. O eso parecía—. Mi nombre es Mattew Revant, ¿te parece si esperamos juntos una habitación?

Me doy a los pequeños detalles no mencionados antes de centrarme, esa ";," hacen una pareja un tanto extraña. No tienen 'feeling'.

ELFnamorada ya se ha centrado en el tema de la habitación, por mi experiencia con el inexistente servicio de salud colombiana no es extraño quedarte horas esperando una habitación ya disponible, sin embargo ella tiene gran razón. Me dentendré en un detalle que, igualmente, ya lo hubo comentado: el asunto de la hemorragía.

Veo muy improvable que si Andy estuviese padeciendo de una hemorragía, indicativo directo de haber tenido un accidente medianamente grave lo hubieran dejado esperando por una habitación, es más, es incluso extraño su encuentro con Mattew ¿Andy no debería de haber entrado por urgencias? Incluso de manera inadvertida, entre la sección 'urgencias' y la 'sala de espera' suele haber una distancia de pisos e incluso más cuando son dos secciones diferentes; vería más posible que llegase James a pedir una habitación ipso facto para el 'joven amo' llegando esto a oídos de la madre de Andy y por ende ella manifestara toda su frustración ¡¿Dos horas esperando una habitación y llega ese tipo exigiendo una y provablemente se la den?! Indigna a cualquiera.

Otro detalle es la reacción de Andy tan calmada o sea, su mayor problema es el 'mal genio' atribuible incluso al tener que estar en un 'hospital de pobres' ─tal vez, exagerando la situación─; he visto accidentes frente a frente y en televisión, el accidentado así los paramédicos ya le hubieran dado tratamiento lo menos que está es de mal genio, algunos pierden la conciencia por la pérdida de sangre como otros simplemente están demasiado cansados, o afectados por el susto inicial, como para reparar en "Necesito una habitación YA, porque cago oro y yo lo valgo".

La situación que planteaste es más para un Andy con una dolencia menor o esperando una operación no necesariamente tan 'urgente' como detenerle una hemorragía. Principalmente en las piernas, donde cruza una de las venas principales, podría morir. Esos asunticos.

Más allá de esos detalles la idea me agrada, tal vez un poco en el cliché 'chico lindo pobre se enamora del chico sexy rico y viceversa, ambos aprenden que la vida no es solo dinero' ¡¡Pero!! Soy completamente partidaria que, un cliché bien desarrollado, deja de ser repetitivo y se convierte en toda una idea original propia de su autor. ¿Es obvio te pediré lo continues verdad? Más vale, lechuga, porque deseo ver este original continuado y terminado.

_________________
'In the name of the pharaoh'.
avatar
Dream Bloom
Diseñador
Diseñador

Mensajes : 19
Fecha de inscripción : 13/01/2014
Edad : 23
Localización : Allá con mis avatares mentales~.
Empleo /Ocio : Ser Oscuro.
Humor : Hota, desgraciada tú y el Jearmin.♥

Volver arriba Ir abajo

Re: {Fanfic/Original} Pabellón

Mensaje por Hota-chan el Vie Ene 17, 2014 12:58 pm

Yo les advertí que esto era caquita ;;.

Gracias por leerlo, las gracias más sinceras de todo el mundo. En verdad no me alcanzará la vida para pagarles sus sinceras opiniones<3.

moyema escribió:si esa era la primera vez que experimentabas con la narración en primera persona, te quedó muy bien, es agradable de leer y se le entiende perfectamente.

Curiosamente cuando empecé a escribir en el 2008, lo hice en primera persona. La mayoría de mis fics eran todos con ese estilo de narración, y es gracioso porque la odio ahora y nunca he considerado que se me dé bien, pero antes simplemente no sabía de qué otro modo escribir. Aun así gracias, eres un sol<3. Respecto a lo que dices de las palabras sí, te entiendo, hay unas que están de más. Realmente lo subí tal cual, no revisé qué cosas mi yo del pasado había hecho. Gracias por hacérmelo ver y por tomarte la molestia de corregirme el párrafo. Lo tendré muy presente para hacer una revisión más minuciosa.

Caracola escribió:En primer lugar no puedo creer que ésta sea la primera vez que experimentas con la primera persona en el desarrollo de una trama. Te ha quedado genial.

Gracias coshita<3 Pero como le dije a moyema, realmente no era la primera vez. Supongo que sí estaba mucho más suelta que hoy en día que ya solo uso la tercera persona, pero yo sigo viéndole fallos por todos lados ;;. Igual gracias, eres tan bella como siempre. Ahora, volviendo al fic:

Los comentarios respecto a Mattew fueron acertados, ciertamente, porque lo que yo en ese momento pensaba -o quiero creer que eso pensaba-, era en ese tipo de muchachos que son simplones y dicen las cosas sin pensarlo bien, aunque intentan ser amables en todo momento. Tendré muy pendiente esta recomendación. Lo de la espera de la habitación está en parte basado en mí y en parte no lo está, porque la cosa de la salud acá es bien jodida, y cuando no tienes dinero como el señorito Andy sufres demasiado. De todas formas también tendré presente esa confusión que dices que se presenta y buscaré una mejor forma de expresarlo.

Pasando a este punto:

Caracola escribió:Otro punto es la movilización que tiene lugar en el Hospital al que llega Andy. Se puede dilucidar que se trata o de una herida muy seria (que no correspondería a Andy llegando de mal humor y en silla de ruedas) o que es una persona importante. Si es lo segundo, como presumo, la consecución de habitación debería haber sido resuelto de forma inmediata. Lo que comprueba que existe una política en el Hospital de "reservar" habitación para vente VIP. Tal vez.

No sé cómo sea en otros países, pero en el mío el tema de este tipo de curaciones se la realiza en la Sala de Emergencias. Si es hemorragia, vuelan y no tienen tiempo a ver si el sujeto puede o no conseguir una habitación. Además, habría que saber qué tipo de herida tiene o cuáles serían los antecedentes clínicos de Andy, para que exista tal preocupación de conseguir una habitación cuando, de ser atendida con prontitud y sin problemas, puede ser tratado de forma ambulatoria.

Lo pongo todo juntico porque me pareció que iba de la mano(?). En mi pobre inocencia no tan inocente(?), lo que yo quería dar a entender en ese punto era que, si bien Andy sufre un accidente y es llevado con prontitud al hospital, el hecho de que lo tengan que internar y tenga que esperar unos minutos por ese proceso (a pesar de su apellido, porque en mi fic es más platudo que Tío rico McPato(?)), demuestra que en realidad la herida no es tan grave como se lo estaban haciendo ver, como la recepcionista quería hacerlo ver a la mamá de Matt. Y su mal humor es porque el bastardo vive así, sumándole eso de la espera y lo que pasó antes de llegar ahí. Se supone que todo eso se cuenta en los capítulos que siguen, entre otras cosas del funcionamiento del hospital en torno a él. Sin embargo, reitero, estoy consciente de que es mi culpa por no saberlo expresar correctamente en su momento. Esto también lo mejoraré.

Caracola escribió:En lo personal no considero que se lea bien el enumerar la cantidad de limusinas que tiene o no Andy. Si se lo quitaras y dejaras la pregunta "¿tienes limusina?" encuentro que podría percibirse mejor. Andy puede tener quince y con mayor razón, juzgar que lo normal es tener mínimo una.

Casi que no dejo de reír para poder seguir. Tienes toda la razón, le daré una vista sintáctica a todo lo que llevo escrito, lol. Todo lo que pusiste me sirvió muchísimo, gracias por darte el tiempo de leer esto. En verdad. <3

Bloom escribió:Lechuga, he venido, leído y me preparo para comentar~♥

¿Cuándo muté a una lechuga? ¡¿CUÁNDO?! ♥

Bloom escribió:Tienes "el poder" ubicándote en ese tipo de narración, es tiempo de seguirla ejercitando.

Carajo, no sé por qué como que me sentí importante. Like Exodia/El mago oscuro/Kuriboh en el mazo de Yugi(?). Gracias chufruta. Pensaba rehacer todo desde otra perspectiva, la de narrador omnisciente, pero dado que no han tenido problema con mi narración en primera persona, supongo que seguiré con esta para esta historia.

No me había fijado en esos dedazos ni en ese intento de shipp sin feeling. Gracias por enseñármelos, los arreglaré cuanto antes.

Bloom escribió:Veo muy improvable que si Andy estuviese padeciendo de una hemorragía, indicativo directo de haber tenido un accidente medianamente grave lo hubieran dejado esperando por una habitación, es más, es incluso extraño su encuentro con Mattew ¿Andy no debería de haber entrado por urgencias? Incluso de manera inadvertida, entre la sección 'urgencias' y la 'sala de espera' suele haber una distancia de pisos e incluso más cuando son dos secciones diferentes; vería más posible que llegase James a pedir una habitación ipso facto para el 'joven amo' llegando esto a oídos de la madre de Andy y por ende ella manifestara toda su frustración ¡¿Dos horas esperando una habitación y llega ese tipo exigiendo una y provablemente se la den?! Indigna a cualquiera.

Otro detalle es la reacción de Andy tan calmada o sea, su mayor problema es el 'mal genio' atribuible incluso al tener que estar en un 'hospital de pobres' ─tal vez, exagerando la situación─; he visto accidentes frente a frente y en televisión, el accidentado así los paramédicos ya le hubieran dado tratamiento lo menos que está es de mal genio, algunos pierden la conciencia por la pérdida de sangre como otros simplemente están demasiado cansados, o afectados por el susto inicial, como para reparar en "Necesito una habitación YA, porque cago oro y yo lo valgo".

Lo que le expliqué a Caracola más arriba, sobre la supuesta gravedad del asunto. Te juro que no dejo de reírme con lo último xd.

Bloom escribió:'chico lindo pobre se enamora del chico sexy rico y viceversa, ambos aprenden que la vida no es solo dinero'

Es un cliché bonito, ay(?). Cuando la continúe, si no me arrepiento, te la pasaré para que la leas. Gracias mi esposa mental<3.

¡Gracias a todas otra vez! Ya sé que sueno a disco rayado pero soy sincera, y pondré en práctica todas las recomendaciones. Espero poderles mostrar nuevamente esto más adelante, ya corregido y fácil de entender -les regala una galletita y huye-.<3

_________________
We are survivors.
avatar
Hota-chan
Staff de Betas
Staff de Betas

Mensajes : 61
Fecha de inscripción : 10/01/2014
Edad : 23
Localización : En el frasquito.
Empleo /Ocio : Roleadora compulsiva.
Humor : Jearmin, Bloom. ♥

Volver arriba Ir abajo

Re: {Fanfic/Original} Pabellón

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.